jueves, 10 de julio de 2008

33 supervivientes

Mientras la Europa rica está de vacaciones Africa subsahariana sufre los estragos de la globalización. No tengo palabras para describir la impotencia que experimenté al conocer la noticia del rescate, el pasado miércoles, de 33 personas que viajaban en una zódiac averiada en la costa de Almería.

Ni en la peor de las pesadillas una puede imaginar semejante atrocidad que, por desgracia, será para quiénes la sufrieron uno de los momentos más amargos de su vida.

No recuerdan cuántos días navegaron a la deriva en aquella barcaza que salió del puerto con 48 personas de las que tuvieron que arrojar por la borda a nueve niños, de entre uno y cuatro años, y a cinco adultos que fallecieron durante la travesía.

Se fueron de casa en busca de un futuro mejor y quedaron atrapados por la realidad que les impidió seguir luchando y continuar soñando para intentar sobrevivir en esta selva civilizada. Vivimos en un mundo atroz e injusto decorado con buenas maneras, gestos y palabras políticamente correctas.

Sin embargo, no tenemos la capacidad de superar problemas históricos como el hambre y la pobreza. ¿No podríamos gestar "un mundo sin posesiones" como la en la canción Imagine de Jonh Lennon?. Así se acabaría el hambre, la guerra, los odios y, por fin, viviríamos como auténticos seres humanos.

2 comentarios:

ana dijo...

Es el eterno problema, la mala distribución de los bienes.
Los mandatarios de la Africa subsahariana debería empezar por preocuparse y ayudar a su pueblo hambriento y desvalido en lugar de concentrar las riquezas en sólo unos cuantos.
Además las grandes potencias mundiales no han estado nunca interesados en su desarrollo ni cultural, ni económico, hay demasiados intereses ocultos. El envio de ayudas en forma de dinero o de alimentos no es la vía correcta (es pan para hoy y hambre para mañana) , necesitan aprender a explotar sus propios recursos para poder así evolucionar y desarrollarse como país, esa es la ayuda que necesitan.
Como bien dices todo se queda en buenas palabras como la canción "Imagine" de John lennon, todo utopía.

Anónimo dijo...

hoy en dia, es tan inutil hablar de problemas sociales, como lo ha sido siempre. El ser humano, nunca es humano, ni persona. Unos pocos congeneres ha situado a la inmensa mayora en el borde de la agonia. Solo unos pocos, amasan no ya grandes fortunas, sino todo lo que pueden. Algo mas inutil que las ONG, sobre todo las religiosas, que tras 400 años de labor en las misiones, no han conseguido absolutamente nada. Y las modernas que empezaron como respuesta paralela a los respectivos gobiernos, cada vez, vemos como estan controladas por sus gobiernos,claro, son los que subvencionan. Es la doble moral del Mundo Rico.En africa,al igual que en el resto del mundo, se expropia todo lo que se puede, y utilizamos la excusa de los gobiernos locales y su afan de riqueza. Todos los gobiernos, que yo sepa practican lo mismo. Ejemplo, la fortuna de la casa real española, asciende a 1790 millones de euros, y no se les conoce actividad alguna economica. y ya no es solo Africa, en españa, el nivel de pobreza nunca habia alcanzado las cotas actuales, aunque eso si, tenemos Expos, Forum, dinerales para el futbol, vemos como obscenamente los tenistas, los futbolistas, la F1, etc, se manejan cantidades ingentes de dinero. Solo el presupuesto anual de la ONU serviria para aliviar la hambruna de toda africa. En resumen, hacemos y decimos cosas opuestas. El primer mundo, ya es hora de pedir perdon al resto, las colonias has sido sustituidas por lobbys globalizadores, es decir lo mismo que antes, ¿acaso los reyes de españa, de portugal, de francia, de inglaterra, etc, no practicaban la economia globalizadora?
BOIG